einstein

La creatividad es la inteligencia divirtiéndose; esto dijo una vez Albert Einstein. El genio físico sabía de las posibilidades de esta cualidad de los humanos y hoy en día está demostrado que gracias a la creatividad y a métodos diferentes de pensamiento las empresas han conseguido beneficios y procesos más eficientes. Los saltos creativos son la solución a muchos problemas.

Ahora bien ¿quizás en tu empresa no se respira creatividad y en la oficina hay un ambiente apagado? Hoy en Ebocame vamos a proponerte 3 medidas de fácil aplicación para sembrar la semilla de las ideas y que la creatividad se instaure en tu empresa.

1 El silencio de una oficina normal hace que la gente se adormile. La concentración aparente no es tal y baja el rendimiento. Es bueno que haya libertad para compartir ideas, noticias de actualidad o comentarios varios. Esa conversación anima el despacho y a veces, surgen soluciones a problemas gracias a que varias personas se involucran en él

2 La naturaleza es una maravilla visual que estimula los sentidos. Los vivos colores y las sinuosas formas que reinan en la montaña y en el campo generan una sensación de libertad que abre la mente de los empleados. Apuesta fuerte por ello, quita el corcho repleto de gráficas Excel que nadie mira y coloca una ventana a los glaciares de los Andes, a las playas de Thailandia o a los desiertos de India.

3 Organiza grupos de trabajo entremezclando a personas de diferentes caracteres, áreas y culturas. Las diferencias de perspectiva harán que surjan ideas inesperadas. No te pierdas esos brainstorming porque pueden escribirse libros con las ideas

[Total: 6   Promedio: 4/5]

¿Te ha gustado este artículo? Ayúdanos a difundirlo compartiéndolo en tus redes sociales y sigue atento a las novedades en nuestro blog, en facebook y twitter.

¡Muchas gracias por compartirlo!

Sobre El Autor

Artículos Relacionados