bici-traje

Según la mutua de tu empresa, el trabajo comienza en el momento en el que sales por la puerta de tu hogar y pones rumbo a la empresa. La pregunta siguiente es cómo te diriges a tu puesto de trabajo: en transporte público (metro, tren, autobús), conduciendo tu propio vehículo, en bicicleta, caminando…

Varios estudiosos de Reino Unido acaban de realizar un informe que parece demostrar que las personas que van al trabajo en bicicleta o a pie al trabajo tienen una salud mental y un bienestar mucho mayor que las que conducen su propio vehículo. Esto repercute en que tienen una mayor facilidad para concentrarse y tienen una menor sensación de estrés.

Bien es sabido que el coche nos comportamos de forma egoísta, nos ponemos nerviosos y a veces incluso nos encontramos con atascos, que hacen que nos cabreemos con todo lo que nos rodea. También sufrimos atascos cuando vamos en autobús, pero no nos afectan tanto. Conducir, por lo tanto, es el problema.

En cambio, cuando vamos andando o en bicicleta, además de que beneficiamos al sistema cardiovascular y a todo nuestro organismo, aportamos nuestro granito de arena a la conservación del medio ambiente. Si a estos beneficios les sumamos que nos vamos a encontrar mucho mejor a nivel mental en nuestro puesto de trabajo, todo son ventajas y tan solo una larga distancia hasta la empresa debería ser una excusa para elegir un método motorizado.

Y vosotros los lectores, ¿cómo os trasladáis a vuestro trabajo? Quedamos a la espera de vuestras experiencias.

[Total:4    Promedio:3/5]

¿Te ha gustado este artículo? Ayúdanos a difundirlo compartiéndolo en tus redes sociales y sigue atento a las novedades en nuestro blog, en facebook y twitter.

¡Muchas gracias por compartirlo!